Identifican a tres personas que salían de una farmacia con 14 cajas de ansiolíticos y 840 comprimidos

Detenida una persona por falsificar 277 recetas médicas de ansiolíticos para revenderlos

Una mujer de 48 años, vecina de Vilanova i la Geltrú de nacionalidad española, fue detenida miércoles por los Mossos d’Esquadra acusada de falsificar recetas para comprar ansiolíticos y revenderlos. Todo empezó a mediados de octubre cuando un dispositivo conjunto de Mossos y Policía Local de Castelldefels identificó tres personas que salían de una farmacia con 14 cajas de medicamentos con propiedades ansiolíticas. Además llevaban tres recetas más de medicinas de este tipo fotocopiadas y firmadas por la misma médica. Se trata de un activo que se vende al mercado negro hasta 300 euros la caja para combinarlo con estupefacientes como el hachís. Los agentes decomisaron las cajas para aclarar si se habían adquirido de manera lícita.


Más tarde los investigadores comprobaron que nuevo de las catorce cajas habían sido adquiridas, el mismo día, y por la misma persona, en farmacias de los municipios de Castelldefels, Gavà y Viladecans. También supieron que una doctora había denunciado la falsificación de recetas usando su sello escaneado y el encabezamiento del Hospital de Bellvitge.

A raíz de la investigación los Mossos acreditan que las 48 farmacias ubicadas en los municipios del partido judicial de Gavà han dispensado 277 recetas de este medicamento desde mayo del 2018, todas expedidas por la misma doctora y con un valor de entre 70 y 80.000 euros.

También explican que el principio activo del medicamento es el clonazepam, una benzodiacepina recogida como droga en el Convenio de Viena que combinada con drogas como el hachís toma el nombre de Karbuki, una droga extendida en el norte de la África.

Este uso provoca que el medicamento multiplique considerablemente su valor en el mercado negro de los 2,7 euros la caja a las farmacias españolas hasta los 250 o 300 euros al destino final. En este sentido, los investigadores afirman que con los ansiolíticos que se habían conseguido de manera ilícita desde el 2018 en el partido judicial de Gavà se podrían haber elaborado 16.620 dosis de Karbuki.

Posteriormente los agentes identificaron una mujer, paciente de la doctora, que según la policía le había robado una receta y había fotocopiado después centenares a veces. La detenida habría hecho las compras con un grupo de hasta siete personas de manera casi diaria.

Finalmente, el 25 de noviembre, los investigadores, bajo la tutela del Juzgado de Instrucción número 9 de Gavà, registraron el domicilio de la investigada y la detuvieron como presunta autora de un delito de tráfico de drogas y falsificación documental.

La arrestada ha pasado a disposición judicial este viernes y el juez instructor ha decretado la libertad con cargos.

Fuente:ACN

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí